El autor de este blog agradece la reproducción total o parcial de los materiales aquí publicados siempre que se mencione la fuente.

19 diciembre 2014

Contradiciones IV



Antes de seguir, es necesario que aclaremos algunos aspectos de lo que hemos escrito precedentemente sobre la unidad y la identidad de los contrarios. Sobre la unidad no creo que sean muchos los que no vean claramente que al decir “abajo” obligatoriamente pensamos en “arriba”, pues sin este segundo término el primero no significaría nada. Lo mismo podemos decir de los polos de un imán, ambos se suponen y son dos en uno. Con esto queda demostrado uno de los límites del principio de no contradicción, no obstante existe el otro momento, ¿son realmente idénticos? Es decir ¿son idénticos o son lo mismo en el mismo orden, en el mismo respecto?

Veamos esto de más cerca, alto y bajo son dos lados de lo mismo, son una pareja, pero son dos cosas diferentes, alto no es lo bajo y viceversa. Nadie va a aceptar que son idénticos, son diferentes. Hay un solo imán pero dos polos diferentes. No se puede decir que son dos y uno al mismo tiempo y en el mismo respecto. Esto lo podemos decir sobre todos los ejemplos que hemos puesto en lo que precede: ninguno de los contrarios es idéntico en la misma relación, en el mismo orden.

Podemos aceptar que el fósil tenga las mismas características que el todo del animal al que perteneció, podemos deducir el todo, pero no podemos decir que son idénticos, que son la misma cosa. Son diferentes. Pero pensar dialécticamente no consiste en negar las diferencias de los contrarios.

Los contrarios no son la misma cosa, sino que son el mismo respecto, la misma relación y es en este sentido que estos diferentes son idénticos. El pensar dialéctico pone en evidencia la profunda falsedad de considerar los contrarios como dos cosas que se pueden pensar por separado: lo alto por un lado y lo bajo por el otro, lo verdadero por un lado y la falso por el otro, mientras que ellos son el mismo respecto, la misma relación, una misma relación con dos polos: la relación de posición, alto y bajo, la relación gnoseológica, verdadero y falso. Son pues dos en uno.

Esto manifiesta al principio aristotélico de la identidad como un momento necesario, pero al mismo tiempo un momento provisorio del pensar que debe de ser superado  por el principio dialéctico de identidad-diferencia, por ende también de una contradicción válida entre dos términos que han sido rigurosa y previamente definidos de manera no contradictoria. Esto último significa que la dialéctica no suprime la lógica formal, sino que la supera, podemos considerar la dialéctica como las matemáticas superiores respecto a la aritmética que es la lógica clásica.

La lógica formal no toma en cuenta el momento dialéctico, lo que la condena a dejar afuera de su alcance pensar las relaciones y los procesos, es decir la realidad viva del mundo que nos circunda. La lógica formal es incapaz de explicar en qué consiste una síntesis en la que es evidente que dos forman uno.

Los enemigos de la dialéctica, los que se oponen a ella incluso sin haberla leído seriamente, sin haber estudiado a Hegel con el merecido y necesario detenimiento, lo acusan que pretende el absurdo, de que los contrarios son una misma cosa, mientras que todo el trabajo hegeliano ha consistido en mostrar, en hacer entender que los contrarios en nada son una cosa, sino que precisamente una relación. Es esto lo que resulta imposible pensar, cuando uno se empecina en despedazar el mundo en partículas separadas e inmóviles.  

3 comentarios:

  1. Puede ser el Método Dialectico, un metodo didactico para hacer las veces de un mecanismo de Lógica formal o argumentativa. Lo que no puede ser... es una Ciencia. La dialéctica como la mayeutica, la retorica, el sofisma, son partes del discurso en que puede descomponerse las artes discursivas y oratoricas...

    La contrtadicción de la dialéctica no es exclusiva de este metodo, Alain Touraine, aborda las contradicciones del sujeto... en fin son muchas las posiciones y teorías que abordan el binomio o las triadas epistemológicas, pero eso no las hace ni más científicas ni menos serias, solo muestran que se pueden descomponer en su lexicalidad misma... como el Poder en Foucoult.

    ResponderEliminar
  2. No es que la dialéctica haga las veces de la lógica formal, sino que se trata de otra cosa totalmente distinta: poder pensar los procesos, las relaciones. La dialéctica, es cierto no es una ciencia, ni realmente lo pretende. En esto ha habido un malentendido, en los inicios del siglo XIX el concepto de ciencia abarcaba mucho más de lo que abarca ahora. Como lo sabés los conceptos también tienen su historia.

    En los uno de los párrafos iniciales de su "Enciclopedia" Hegel hace un recuento de lo que en esos momentos se le llama filosofía, hay de todo: técnicas de confeccionar aparatos, estudios de biología, etc. Ahora mismo algunos comentaristas deportivos le llaman al estilo de juego de algunos equipos, "su filosofía de juego".

    Si Touraine aborda contradicciones habría que demostrar en qué consisten esas contradicciones, si verdaderamente se trata de contradicciones dialécticas y cómo se resuelven. La dialéctica es una lógica.

    La cuestión no es ser o no ser serio, sino demostrar la racionalidad del pensar dialéctico. Por otro lado si se tratara solamente de descomponer en su lexicalidad no serviría para nada. Se trata también de un método para conocer la realidad en su movimiento, la vida misma del mundo.

    ResponderEliminar
  3. Anónimo9:42 a. m.

    En otras palabras, el método, Enrique Trigueros.
    La dialéctica es un método con el cual se puede abordar el conocimiento científico y las investigaciones.
    No se trata de caer en las trampas de quién fue primero,si el huevo o la gallina, dejando en el olvido las tesis evolutivas. Los que no entienden la ciencia y la repiten como poesía, creen que la contradicción entre huevo y gallina no tiene solución. Para un científico y la lógica dialéctica, el problema es simple: el huevo lo puso un animal que no era gallina, es decir, fue una mutación lograda.

    En ese sentido, considero que el aporte de Carlos es bueno.

    ResponderEliminar

Todo comentario es admitido. Condiciones: sin insultos, ni difamaciones.